Estrategia de Integración Vertical, Definición y 5 Ejemplos

Ejemplos de estrategia de integracion vertical

Las estrategias de integración vertical son una herramienta importante para las empresas que buscan consolidar mercados y liderar el mercado basado en la movilidad de bienes o servicios como plataformas de crecimiento. Además, es necesario saber cómo implementarla para que esta estrategia pueda tener éxito en tu negocio, emprendimiento o marca.

Por ello, si has estado buscando información acerca de las estrategias de integración vertical, te enseñaremos lo que significan y cuáles son sus funciones a través de este post. De igual modo, explicaremos algunos ejemplos de la aplicación de esta estrategia que te pueden ser útiles para tu empresa.

Índice
  1. ¿Qué es la integración vertical?
    1. Los criterios que definen los grados de integración vertical
    2. Ventajas de la aplicación de la integración vertical
  2. 5 ejemplos de integración vertical y como puedes implementarlo en tu negocio
    1. Amazon
    2. Carnegie Steel
    3. Ikea
    4. Netflix
    5. Inditex

¿Qué es la integración vertical?

La integración vertical se refiere a cuando las empresas asumen el desarrollo de las actividades que van desde el diseño, fabricación y comercialización a los consumidores finales de los productos y servicios. Esto implica una gran variedad de procesos, los cuales algunas veces realiza la misma empresa u otras externalizadas.

En conciso, esta estrategia se refiere a una integración global de todos estos procesos. Un ejemplo de ello puede ser una empresa que comercialice productos que también diseñen, fabriquen, empaqueten y comercialice. Sin embargo, los grados de integración vertical varían dependiendo de cuantas de estas tareas realice la empresa.

El grado de integración vertical es vital para la toma de decisiones de la empresa. Esto es debido a que la empresa debe elegir los productos que comercializará y si se encargarán de realizar ellos todos los procesos o si dejarán que terceros se involucren.

Es decir, es de vital importancia que se tome en cuenta esto, a fin de decidir que partes de la cadena abarcará la empresa sin necesidad de la ayuda de terceros. De esta manera, pueden decidir cuál de estos procesos resulta rentable para la empresa.

También es de destacar que la integración vertical da lugar a economías de escala, así como a la aparición de sinergias o nuevos departamentos en la empresa o negocio.

Los criterios que definen los grados de integración vertical

Hay una serie de criterios que son vitales conocer para determinar el grado de integración vertical de una empresa y a continuación los explicaremos brevemente:

  • Porcentaje de los ciclos completados: El ciclo de comercialización de los bienes tiene varias fases y mientras mayor sea el número de estas fases que abarque la empresa, mayor es el grado de la integración vertical.
  • Ratio vertical: Este se trata del porcentaje de beneficios que tiene la empresa con respecto a la actividad comercial que esta obtiene de su mismo desempeño. Además, se considera que este es bueno cuando el porcentaje es superior al 70%.
  • Valor añadido: Este se refiere a que este es mayor mientras más grande sea el número de procesos que asuma la empresa en el ciclo de producción y distribución. Sin embargo, este se calcula sobre el total de ventas.
  • Control de activos: Este es otro criterio que se referencia con el grado de propiedad que tiene una empresa de sus activos.
  • Transferencias internas: Este se refiere a que mientras mayor sea el volumen de transferencias internas que haya dentro de una empresa, mayor será el nivel de integración vertical.

Ventajas de la aplicación de la integración vertical

  • La integración vertical es una estrategia de negocio que permite a una empresa dirigir sus actividades con el fin de obtener ventajas competitivas en su mercado.
  • Al estar integrada verticalmente, una empresa puede controlar todo el proceso de producción o distribución.
  • Además, al ser integrada verticalmente, la empresa puede controlar los costos y la calidad de sus productos y servicios.
  • La empresa puede reducir los costos de transporte y logística, lo cual le permite mantener precios más bajos. Esto se logra al encontrar proveedores locales para las materias primas que necesita para producir sus productos y servicios.
  • El proceso de fabricación también se ve beneficiado por la integración vertical porque puede controlar el proceso de manufactura e identificar puntos críticos que necesiten mejorar.
  • Se logra mayor eficiencia operativa, debido a que la integración vertical permite a la compañía realizar un control preciso sobre sus procesos productivos, lo que facilita su gestión.
  • La integración vertical mejora la productividad, ya que cada paso del proceso productivo se hace en forma independiente y sin necesidad de un intermediario externo (mayor control del proceso).
  • Favorece la reducción en costos, debido a que no se requiere realizar compras externas para llevar adelante el proceso productivo y, por lo tanto, se obtiene mayor control.

5 ejemplos de integración vertical y como puedes implementarlo en tu negocio

Hay una gran variedad de empresas que han implementado esta estrategia y han logrado hacerlo de manera exitosa. De ellos hay mucho que podemos aprender sobre la forma correcta de implementarlo y por ello a continuación explicaremos como fue su estrategia y como puedes implementarla.

Amazon

Amazon integra verticalmente la mayoría de sus negocios. Gracias a ello no solo actúa como un mercado para compradores y vendedores, sino que también ofrece sus propios productos y servicios, así como sus propios canales de distribución.

Entonces, en efecto, su cadena de suministro tiene tres etapas. El primero es con el que Amazon obtiene el producto, lo comercializa y lo vende en su sitio web, y luego lo distribuye.

De este, podemos aprender que no necesitas elaborar, distribuir y vender todos los productos que vendas, sino que puedes tener tu propia línea de producción. Simultáneamente, dejan que otras líneas de productos se vendan y distribuyan en su plataforma.

Carnegie Steel

Carnegie fue la gran siderúrgica de finales del siglo XIX. Posteriormente, aprovechó la integración vertical mediante la adquisición de empresas en la cadena de suministro.

El proceso siderúrgico requiere la extracción de materias primas, tales como: Mineral de hierro y carbón. Luego, es necesario que se refinen todos los materiales antes de enviarlos a Carnegie Steel para fabricar el producto final.

Carnegie Steel es propietaria de las empresas mineras y las refinerías que extraen las materias primas, por lo que prácticamente posee toda la cadena de suministro. De ella podemos aprender que muchas veces, cuando la empresa no se puede hacer cargo de todo el proceso de producción, puede solicitar la ayuda de otras empresas.

Ikea

Conocido como minorista de paquetes planos, IKEA vende principalmente muebles de madera, pero también vende otros accesorios. Sin embargo, es el último en la cadena de suministro, ya que vende directamente al consumidor final.

En 2015, IKEA dio un gran paso y aseguró la integración vertical completa al comprar bosques en Rumania. Además, la empresa compró tierras forestales en Alabama en 2018 como parte del objetivo de la empresa de crear una cadena de suministro sostenible.

Ahora controla no solo la producción de gran parte de la materia prima, sino también el proceso de fabricación a través de su filial: Swedwood, que cambió su nombre a Ikea Industry en 2013.

Por ello, controla la producción, proceso de fabricación y distribución final de la madera a través de su departamento comercial. Con ello, aprendemos que como empresa puedes crear una filial aparte que te pueda ayudar con el proceso de producción y de esta forma, controlar todo el proceso de fabricación y distribución.

Netflix

Netflix es un conocido proveedor de servicios de transmisión global, por lo que se encuentra al final de la cadena de suministro, interactuando directamente con los consumidores de contenido multimedia. Para ello, proporciona una plataforma para la producción de películas, televisión y otros contenidos.

Sin embargo, la empresa depende de terceros para ofrecer nuevos contenidos que encantarán a sus suscriptores. Al mismo tiempo, tiene que pagar extra, especialmente por ciertas películas y/o series que tenían mucha demanda.

Es por ello que en 2013, Netflix decidió integrarse verticalmente y entrar en el negocio de la producción. Desde entonces, no solo produce programas y películas, sino que también ofrece una red de distribución a través de su servicio de transmisión.

Esta estrategia se ha vuelto crítica, ya que ayuda a diferenciarse de la competencia y controlar el tipo de contenido que ofrecen. Por lo tanto, la estrategia que aprendemos, es que si te resulta muy costoso adquirir el producto que vendes de la mano de terceros, pues fabricarlo por tu propia cuenta.

Inditex

Inditex es una empresa española de ropa y complementos con más de mil tiendas en todo el mundo. No solo tiene sus propias tiendas minoristas y de distribución, sino que la gran mayoría de su ropa se obtiene internamente.

Inditex está integrado verticalmente con los fabricantes y sus diseños de productos. Si bien, otras tiendas confían en diseñadores y fabricantes independientes, por el contrario, Inditex es capaz de adaptarse a las nuevas tendencias más rápido que sus competidores. También mejora la eficiencia de la gestión de inventario, que es crucial para la industria de la moda.

De esta empresa podemos aprender que muchas veces es necesario afiliarse con fabricantes y diseñadores que ayuden a hacer más eficiente el proceso de producción de la empresa.

 

Comparte este post. Gracias!
Javier Guardiola

Javier Guardiola

Autor de Markarina desde 2.005, Experiencia como Directivo de compañías Multinacionales y Asesor Independiente. Como puedes ver en mi perfil me interesa la Estrategia, el Desarrollo de Negocio, el Marketing y la Dirección de Personas. Puedes conectar conmigo a través de las redes sociales como Twitter, Linkedin, o Instagram.

Te puede interesar

Subir